Mi cuenta
  • No hay productos en el carrito.

Aunque las vacaciones suelen ser una de las épocas más felices del año, para muchas personas la Navidad puede suponer entrar en un periodo de estrés e incluso de bajo estado de ánimo. En este artículo os daremos unos consejos para controlar el estrés durante las fiestas.

La navidad es una época especial del año porque tenemos tiempo para disfrutar de la familia y los amigos, podemos charlar y compartir momentos únicos y nos contagiamos de la alegría y energía de los niños.

Pero al mismo tiempo, también tenemos que convivir con la presión de la preparación de estos eventos familiares, la necesidad de cumplir con las expectativas y compaginarlo todo con las demandas del día a día.

Muchas veces nos exigimos demasiado a cerca de como tienen que ser estas fiestas buscando la perfección y esto nos puede llevar a la frustración, al estrés e incluso a un sensación de tristeza o bajo estado de ánimo, influyendo negativamente en nuestro equilibrio emocional.

A continuación os mostramos unos consejos sencillos sobre el estilo de vida y las pautas alimentarias que nos ayudaran a ser felices y disfrutar de las fiestas.

CONSEJOS PARA CONTROLAR EL ESTRÉS DURANTE LAS FIESTAS

NO COMPROMETERSE EN EXCESO

Por mucho que parezca que tenéis que asistir a todas las fiestas sociales, comidas y cenas, a veces resulta abrumador hacerlo todo. Por lo tanto, es recomendable seleccionar las cosas que más importan y rechazar educadamente las que no lo son. En realidad, nadie espera que lo hagas todo! Muchas veces son imposiciones que nos hacemos nosotros mismo. Esto sin duda, nos ayudará a controlar el estrés durante las fiestas.

HACER UN BREAK

Si la alegría y el caos de las vacaciones realmente te desbordan, reserva en tu agenda algún espacio para dedicarte ti mismo. Deja tiempo para pasear, leer un libro, que te hagan un masaje o participa en alguna actividad tranquila que te permita restablecer i recobrar la energía.

Si regularmente practicas meditación o yoga, es importante poder mantener estas actividades durante estos días, ya que te ayudará a sentirte más relajado.

MANTENER LA RUTINA TANTO COMO SEA POSIBLE

Está claro que en vacaciones rompemos con nuestras rutinas, pero especialmente en la época de navidad es cuando solemos variar más nuestra alimentación y acabamos cogiendo algunos kilos de más. La recomendación para estos días es salir a pasear o practicar deporte en compañía de tus amigos o familiares.

El ejercicio y mantener una dieta sana los días en que no hay celebraciones especiales te ayudarán a recuperarte, mantener tu estado de peso y tener más energía emocional y física.

NO DESCUIDAR EL SUEÑO

Cuando se trata de programas y rutinas, una de las más importantes es la del sueño. Si descuidamos este hábito saludable, el resto de cosas que hagamos nos resultaran más estresantes y difíciles de gestionar.

Por eso, si seguimos al máximo posible un horario regular de sueño, el cuerpo tolerará mejor el estrés que nos llega durante estos días de fiestas. Si tenemos problemas para dormir a causa del estrés, existen complementos alimenticios formulados con ingredientes naturales que te pueden ayudar a conseguir un sueño profundo y reparador.

La Ashwagandha, perteneciente a la medicina ayurvédica es un adaptógeno que puede resultar una alternativa natural muy útil para tratar el insomnio y para sentirte más relajado durante estas fechas.

PREPARAR TU PRESUPUESTO DE GASTOS PARA LAS FIESTAS

Los problemas económicos son una de las principales causas de estrés durante la temporada navideña, ya que la compra de obsequios, las salidas y los viajes pueden generar una carga importante para las familias.

Para evitar esta sensación de angustia por el tema económico, es aconsejable planificar cualquier gasto que pueda surgir durante estos días. Ser organizado y realista a cerca del presupuesto nos ayudará a no gastar más de la cuenta y a no sufrir estrés por esta causa.

MANTENERTE ACTIVO

Muy a menudo, durante las vacaciones dejamos de hacer ejercicio de manera regular y cuando tenemos un rato libre nos instalamos cómodamente en nuestro sofá con una mullida manta a ver la televisión durante largas horas.

Sin embargo una de las mejores alternativas es aprender a combatir la ansiedad y el estrés gracias a la realización de ejercicio físico. Existen numerosos estudios que hablan de los beneficios fisiológicos de la práctica del deporte, pero también aporta muchos beneficios psicológicos y sociales.

No dejes que el estrés y la ansiedad se instalen en tu agenda y planifica una rutina de deporte durante las fiestas para combatirlos. Y si estas unos días de vacaciones, recuerda que la mayoría de hoteles disponen de instalaciones deportivas y de Wellness. Sin lugar a dudas, está es un buen consejo para controlar el estrés durante las fiestas.

Y si no tienes una rutina habitual de ejercicios, aprovecha el inicio de estas fiestas para dar el salto y marcártelo como uno de los propósitos para el año nuevo.

DISFRUTAR DE LAS COMIDAS, PERO SIN EXCESOS

La ingesta de comida y bebida en exceso durante la Navidad o el Año Nuevo, podría desencadenar en diversos tipos de dolencias estomacales. Por eso, durante las fiestas, se recomienda la mesura al consumir ciertos alimentos.

Pero ya que en estas fiestas se hacen necesariamente comidas excepcionales es preferible que escojamos productos de calidad, ya que estos siempre se digieren mejor. Y los días no festivos, intentar mantener una dieta los más regular y saludable posible. Así, esos turrones y polvorones se convertirán en un placer puntual y no en una potencial fuente de estrés cuando veas que has cogido unos kilos de más.

El consumo de alcohol en Navidad también es una realidad ya que cuando llegan estas fechas su consumo se dispara. Lo ideal sería apenas consumir alcohol debido a los grandes perjuicios que tiene para nuestra salud. El gran perjudicado es nuestro hígado, pero el consumo desmedido de alcohol también afecta a otros órganos como el cerebro, el páncreas o el corazón.

Por eso, si no conseguimos evitar el consumo total de alcohol durante las fiestas, al menos deberíamos intentar hacer un consumo moderado y responsable.

Con todos estos consejos, estamos convencidos que podrás controlar el estrés durante las fiestas.

 

 

Deja un comentario: